Una perfecta noche de primavera en Sevilla

Los que leéis mi blog asiduamente ya sabéis que nací en Cartagena, que mis padres son de dos pueblos de Jaén y que me he criado en Sevilla.

Pues bien poco a poco intentaré compartir con vosotros todos los locales gastronómicos que me hayan marcado de una forma u otra. Ya he compartido mis últimas visitas a la Taberna Poncio y al restaurante Sabina.

Hoy me gustaría compartir con vosotros lo que haría en una perfecta noche de primavera si todavía viviera en Sevilla.

Si hay algo que nos gusta a los sevillanos es ir de tapas. Forma parte de nuestra cultura y es uno de esos pequeños placeres que nos alegran la vida. En Sevilla existen bares para todos los presupuestos y no por ello la comida tiene que ser de mala calidad.

Para mí el bar con mejor relación calidad precio de Sevilla es la Bodega Dos de Mayo. Está muy bien ubicada, en pleno centro de Sevilla. En una esquina de la Plaza de la Gavidia, muy cerca del Corte Inglés del Duque.

Es una parada perfecta para ir a reponer fuerzas después de una tarde de compras por el centro. Lo ideal es ir temprano porque siempre está lleno y cuando digo lleno, no bromeo, yo nunca he conseguido mesa y eso que he ido muchas veces. Lo que sí es fácil es encontrar un hueco en la barra donde te sirven con humor y con suma eficacia.

Bodega dos de mayo  mis padres en el 2 de mayo

El equipo del Dos de Mayo es muy profesional y el bar es desde luego uno de los bares más típicos de Sevilla, no sólo por su gastronomía sino también por su decoración y por el ambiente (gentío, ruido, bromas, etc…).

Pasemos a la gastronomía. Los platos más populares son en primer lugar el jamón, que es de bellota y está a muy buen precio teniendo en cuenta la excelente calidad. Aquí veis a nuestro amigo Paco exhibiendo una ración de este jugoso manjar.

Paco Garnes

Otro lujo a buen precio es el marisco que está siempre muy fresco. La clave es preguntar qué tienen ese día y pedir lo que se os antoje de las 3 ó 4 variedades de pescado y marisco del día que os ofrecerán. Mis padres y yo nos pedimos la sepia a la plancha y las coquinas en esta ocasión y, la verdad, estaban de muerte. Las coquinas sin una pizca de arena y con una salsita sencilla y muy sabrosa. La sepia estaba en su punto, para nada dura y la salsita de perejil le da un punto de sabor tradicional.

coquinas a la marinera  sepia a la plancha

pulpo a la gallega  ventresca de bonito y pimientos asados

El pulpo, las gambas y las cigalas también suelen estar de lujo. Para algo más elaborado tenéis las albóndigas de chocos y gambas.

Otro entrante muy popular son los panes, sobre todo el de bacalao macerado y salmorejo o el de pata negra con crema de salmorejo. A los amantes del bacalao os recomiendo el bacalao al estilo de la Viuda. Es una de las tapas más demandadas.

Nosotros además de la coquinas y la sepia esa noche tomamos la ventresca de bonito con pimientos asados. Y de carne tomamos el solomillo con salsa mozárabe y un pinchito moruno de cordero. La salsa mozárabe me recuerda al mojo picón pero bastante más suave. Es una salsa especiada así que a los que no os gusten las especias más básicas (ej. el comino) no la pidáis pero a los que os guste el mojo picón, no dudéis ni un segundo.

solomillo con salsa mozárabe  pinchito moruno

mambrum al caramelo  postres

Por último pedimos una tapa que yo nunca había probado pero que al escuchar que la pedían tanto el resto de clientes, me animé a descubrirla. Es el mambrum de caramelo que al repostero caprichoso le habría encantado. Se trata de una tostada con queso de cabra y cebolla caramelizada. Lo coronan con una reducción de algo que no supe bien determinar pero que le da un punto dulce (¿será de verdad a base de caramelo?) y lo acompañan con mezclum de lechugas para darle un punto fresco y crujiente a la intensidad de la tostada.

Para los que aún os quede hueco en el estómago, os animo a que probéis los postres. Nosotros no podíamos ya más pero nuestros vecinos de barra se pidieron estos postres que tenían muy buena pinta.

Estas tapas y raciones tan deliciosas, que fueron acompañadas por 2 cervezas y 5 copas de vino de Rueda (bien llenitas), tan sólo no salió por 39,45€. Sinceramente, 1 ración, 6 tapas bien grandes y todas esas copas “bien servidas” por ese precio es realmente un chollo. Sobre todo si tenemos en cuenta la calidad de la materia prima.

Un sitio altamente recomendable, el Dos de Mayo.

Y por último, para poner el sello a una noche memorable, un “paseito” hasta la mejor heladería de Sevilla…¡Rayas! Y lo digo sin pestañear.

Esta heladería me ha acompañado durante mi infancia y adolescencia y siempre que vuelvo a Sevilla voy a tomarme un helado allí. El precio ha subido ligeramente con los años pero la calidad no ha bajado absolutamente nada. Me alegro de que sus helados no me decepcionen nunca. Son maestros heladeros que llevan en el negocio desde 1980.

heladería rayas II

Yo antes me aventuraba más con los sabores porque vivía allí y podía tomarlos asiduamente pero ahora siempre me tomo una tarrina de 2 sabores y siempre pido nociolosa y mascarpone.

helado de nociolosa y mascarpone

El helado de nociolosa está hecho a base de chocolate, leche y avellanas y tiene “pegotes” de esa crema de chocolate con avellanas que recuerda a la nutella. Para mí es lo más parecido a un helado de nutella que he tomado nunca. Cuando me encuentro un “pegote” bien grande en mi helado…¡me da una alegría! Se me hace la boca agua.

El helado de mascarpone es más ligero y es muy cremoso. Tiene trozos de bizcocho borracho y a mí personalmente me recuerda un poco a comer tiramisú. Desde luego seguiré yendo y seguiré pidiéndome lo mismo año tras año.

heladería rayas

En Rayas no me dejaron hacerle fotos a los helados. No estaba la responsable así que no pude convencer a la pobre dependienta de que tan sólo las quería para mi blog gastronómico y que, de hecho, la heladería se beneficiaría de una buena crítica. Así que tendréis que usar la imaginación pero os aseguro que tienen una grandísima variedad, unos 30 sabores, y ninguno decepciona.

Y esto, señoras y señores, es lo que culmina una perfecta noche de primavera en Sevilla. El helado y un paseo por sus calles inhalando el agradable aroma del azahar, mezclado con el jazmín y la dama de noche.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s